Cambiando actitudes y comportamientos sobre la violencia de género

Cambiando actitudes y comportamientos sobre la violencia de género

La acacia sombría y enorme en Aweil comienza a llenarse de colores vibrantes cuando la gente, en su mayoría mujeres, llegan para ver el desarrollo de una obra de teatro local. Algunos están cómodamente sentados en el suelo, mientras que otros se quedan de pie. La mayoría de los que están atrás se estiran ansiosos para asegurarse de tener una visión completa de lo que estaba a punto de suceder.

Cuando comienza la obra en directo en este teatro abierto la audiencia, por lo demás inquieta, se queda callada, concentrada en lo que sucede a continuación. A medida que avanza, la risa se hace frecuente. En esta representación en Aweil, 700 personas vinieron a ver el drama que muestra cómo la violencia de género puede afectar a mujeres, niñas, niños y hombres; la comunidad como un todo.

Susana Aner, de dieciocho años, se encontraba entre los ocho niños y niñas que se convirtieron en defensores de la comunidad entrenados para interpretar papeles para compartir los daños de la violencia de género y otras formas de violencia en las comunidades del norte de Bahr El Gazal, y cómo las familias y comunidades pueden unirse para prevenir y poner fin a estas prácticas. Nos comparte lo orgullosa que está de ser parte del grupo y agrega: "La obra educa a las personas de una manera muy creativa y ayuda a mantener a los niños en la escuela porque sus padres pueden comenzar a comprender el valor de la educación para sus hijos, especialmente las niñas. También nos da la oportunidad de expresar nuestras habilidades de una manera útil."

La violencia en el hogar está muy extendida

Según Lona Tabu, la Coordinadora de Protección y Violencia de Género de World Vision en el estado de Bahr El Gazal, el matrimonio precoz y forzado, así como también la violencia doméstica, son prácticas muy comunes en las comunidades. Agregó que el conflicto, el desplazamiento y el deterioro de la situación económica también contribuyen, haciendo que la violencia sea un fenómeno frecuente en muchos hogares de Sudán del Sur. Explica: "La madre de familia puede no tener nada que preparar, el marido a menudo golpeará a su esposa por la preparación de la comida, y las tensiones aumentan porque el hombre no puede mantener a su familia."

Tabu agrega: "La violencia en el hogar, contra las mujeres o contra los niños es demasiado común. Muchos ven lo que se muestra en nuestros dramas en sus hogares todos los días, pero esto ayuda a sacar el tema a la luz, a tener una discusión. Es un primer comienzo para pensar de manera diferente y hablar más sobre el cambio."

Al menos el 52% de las adolescentes y mujeres se casan prematuramente o por la fuerza, y las áreas rurales similares a Aweil experimentan tasas tan altas como del 78%. "La violencia basada en el género es generalizada contra las mujeres y las niñas en Sudán del Sur, y es devastadora, especialmente en las zonas rurales.", dice Lyndsay Hockin, asesor principal de género y protección de World Vision.

A través de la campaña "Se necesita una nación para proteger a las generaciones futuras", se asocian comunidades, ONG y la comunidad internacional para cambiar las actitudes y comportamientos que contribuyen a la violencia, se apoya la prevención y se responde a las preocupaciones de protección.