La preocupación por los niños aumenta rápidamente a medida que surge la devastación del ciclón Idai

Los niños huérfanos, abandonados y vulnerables son la principal prioridad seis días después de que el ciclón Idai atravesara Mozambique.
World Vision continúa apresurando a los trabajadores humanitarios a las áreas devastadas por el desastre en el sureste de África para responder a la catástrofe del ciclón Idai, que ha afectado a millones y ha dejado un saldo de hasta 1.000 personas muertas en Mozambique.
"Nuestros equipos en el terreno en Mozambique, Zimbabue y Malawi están escuchando terribles historias de cómo el ciclón y las inundaciones que causó desgarraron las aldeas, arrancaron a los niños de las manos de sus seres queridos, destruyeron hogares y destruyeron las tierras de cultivo y las cosechas", dice el director de Ayuda en Emergencias de World Vision, Joseph Kamara. A medida que los trabajadores humanitarios luchan por llegar a áreas remotas, se está viendo la magnitud del daño, y los niños y las familias se quedan sin agua potable, alimentos y refugio durante días.

Los niños, la principal preocupación

World Vision ha llegado a la ciudad de Beira en Mozambique, donde el ciclón tocó tierra el jueves 14 de marzo. “Nuestros colegas nos dicen que Beira ha sido gravemente afectada con casi todos los edificios dañados o destruidos. El acceso solo es posible por barco o por aire, y las personas no tienen electricidad y luchan por encontrar comida”, dice Kamara. "Estamos cada vez más preocupados por los niños atrapados en este desastre" . Los niños no tienen acceso a alimentos, sus hogares han sido dañados o destruidos, y los que han sido separados de sus familias corren un riesgo particular.
 
World Vision continúa ampliando nuestra respuesta, tratando de ayudar a quienes más la necesitan, con más de un millón de niños entre los más afectados. Aproximadamente 3.500 personas ya han recibido ayuda humanitaria mientras que la lista crece para ser destinatarios de cualquier tipo de ayuda, comida, kits de higiene, etc.
 
"Tenemos una gran cantidad de ayuda disponible que va llegando, y estamos trabajando para hacer uso de los suministros disponibles localmente, pero con comunidades enteras inaccesibles, excepto por aire y esto hace que las cosas lleven más tiempo de lo que nos gustaría", explica Claire Rogers, CEO de World Vision Australia, en Beira. “Los Espacios Seguros para Niños que esperamos establecer pronto proporcionarán un lugar seguro para que los menores encuentren refugio y jueguen. Hemos oído hablar de niños alojados en orfanatos abarrotados o llevados a campamentos donde no tienen la protección que necesitan".